Logo Sertox

Portal latinoamericano de toxicología

  • Español

Mangueras de PVC para uso en acuicultura

1 diciembre, 2002
Por sugerencia del secretario de la Asociación Toxicológica Argentina, me dirijo a Ustedes a los efectos de solicitarles información a cerca del posible efecto tóxico de las mangueras negras de PVC (Policloruro de Vinilo con Ácido Ftalico -EAF- como aditivo para darle flexibilidad) utilizadas en circuitos de agua para uso en la acuicultura (cría de peses y ranas).

Su pregunta es muy díficil de responder. No hay descripciones de pérdidas de cloruro de vinilo (CV) a través de mangueras de PVC. Le transcribo algunos datos de una monografía de CV que le pueden ser de alguna utilidad: "El envasado con ciertos materiales de PVC puede producir la contaminación por CV de productos alimenticios, farmacéuticos o cosméticos, incluso licores (hasta 20 mg/kg), aceites vegetales (hasta 18 mg/kg), vinagres (hasta 9,8 mg/kg) y colutorios (hasta 7,9 mg/kg).
Gracias a las medidas legislativas adoptadas por numerosos países, desde comienzos de los años setenta se ha logrado una reducción significativa de las concentraciones de VC y/o en el número de
muestras positivas.
Varios organismos han calculado la exposición al VC a través de los envases de PVC utilizados para productos alimenticios y, teniendo cuenta el promedio de ingesta estimado en el Reino Unido y en los
Estados Unidos, se calculó una exposición < 0,0004 µg/kg para finales de los años setenta y comienzos de los ochenta. En un estudio inicial se identificó VC en el humo del tabaco en concentraciones del orden de ng/cigarrillo.
Efectos en otros organismos en el laboratorio y en el medio ambiente
Se carece de datos normalizados de toxicidad relativos a la supervivencia y la reproducción de los organismos acuáticos expuestos al VC. Hay que interpretar con cautela los datos disponibles, porque
la mayoría de ellos se obtuvieron en pruebas en las cuales no se midió la concentración de la exposición, por lo que no se tuvieron en cuenta las pérdidas debidas a la volatilización.
La concentración más baja de VC que produjo un efecto en los microorganismos fue de 40 mg/litro. Fue un valor de la CE50 basado en la inhibición de la respiración de microorganismos anaerobios en la
valoración de un lote durante 3,5 días.
La concentración más baja que produjo un efecto en organismos superiores fue de 210 mg/litro (CL50 a las 48 horas para un pez de agua dulce), con una concentración sin efectos adversos observados
(NOAEC) correspondiente de 128 mg/litro. Se han notificado efectos en otras especies debidos a concentraciones más bajas de VC, pero no se comprobó la importancia ecológica de dichos efectos.
Las concentraciones de VC estimadas como no peligrosas para los peces de agua dulce se calculó que oscilaban entre 0,088 y 29 mg/litro.
Hay pocos datos sobre los efectos del VC en los organismos terrestres".

Estos datos han sido tomados de
http://www.inchem.org/documents/ehc/ehc/ehc215.htm#PartNumber:13

Más díficil es la información sobre los ftalatos. "El di- n-butil ftalato (DBF) es un líquido oleoso, incoloro
e inerte, con una presión de vapor baja, soluble en la mayor parte de los disolventes orgánicos, pero sólo ligeramente en agua. Las determinaciones analíticas más sensibles y selectivas de los ésteres del ácido ftálico en el medio ambiente, incluido el DBF, se logran mediante cromatografía de gases con detección
por captura de electrones o espectrometría de masas. Habida cuenta de que con frecuencia los ftalatos se encuentran como plastificantes en el equipo analítico y como contaminantes en el aire y los disolventes del laboratorio, hay que tener una gran precaución para evitar la contaminación durante la recogida, el almacenamiento y el análisis de las muestras.

El DBF se utiliza principalmente como plastificante especial para la nitrocelulosa, el acetato de polivinilo y el cloruro de polivinilo, lubricante de válvulas de aerosoles, agente antiespumante, emoliente de la piel y plastificante de esmaltes y alargadores de uñas y pulverizadores para el pelo.
El riesgo para los organismos acuáticos asociado a las concentraciones medias presentes en las aguas superficiales es bajo. Sin embargo, el margen de inocuidad en ríos muy contaminados es mucho más pequeño. No se dispone de datos adecuados que permitan evaluar el riesgo del DBF para los organismos que viven en sedimentos. Se puede concluir que, con los niveles actuales, el riesgo para las aves y los mamíferos que se alimentan de peces es bajo".

http://www.inchem.org/documents/ehc/ehc/ehc189.htm#PartNumber:13