Logo Sertox

Portal latinoamericano de toxicología

  • Español

El 45,4% de los alimentos en Europa incluyen restos de plaguicidas

16 marzo, 2015
Casi la mitad de los alimentos en Europa contienen restos de pesticidas. elmundo.es. 16/03/15. De este porcentaje, el 2,6% supera los niveles legales establecidos.El 45,4% de los alimentos en Europa incluyen restos de pesticidas, de los cuales el 2,6% supera los niveles legales. Así lo señala el informe anual 2013 de la Agencia Europea de Seguridad Alimentaria (EFSA en sus siglas en inglés), que ha analizado cerca de 81.000 muestras de alimentos procedentes de los 27 estados miembros de la Unión Europea (695 españoles), Islandia y Noruega.
El 45,4% de los alimentos en Europa incluyen restos de plaguicidas
Verduras en mercado romano
(SerTox)
Manzanas, uno de los alimentos examinados por la Agencia Europea de...Manzanas, uno de los alimentos examinados por la Agencia Europea de Seguridad Alimentaria (EFSA). EL MUNDOLos 29 países presentaron sus datos centrándose en dos programas de monitoreo. Uno diseñado por cada nación y otro coordinado por la Unión Europea, en virtud del cual todas las autoridades de control de alimentos examinan la misma "cesta" de productos alimenticios. Se analizó un total de 80.967 muestras de una amplia variedad de comida procesada y no procesada para determinar la presencia de 685 pesticidas.
Tras la observación de los resultados, los expertos concluyeron que el 42,8% de las muestras incluía restos de pesticidas por debajo de los límites legales. El 54,6% estaba libre de residuos de este tipo y el 2,6% presentaba niveles superiores a los permitidos, lo que "desencadena sanciones legales o administrativas contra las empresas alimentarias responsables", sentencia el informe. Haciendo un cómputo, el 97,4% de los alimentos (entre los que no contienen restos y aquellos que sí los tienen, pero en valores permitidos) está dentro del marco legal.
En el 27,3% de las muestras se encontraron, no sólo restos de un pesticida, sino varios. "En estos casos, los riesgos que conllevan no se suman, se multiplican. Nos preocupa mucho el tema de las mezclas", advierte Miguel Porta, investigador y catedrático del Instituto de Investigaciones Médicas del Hospital del Mar (IMIM), quien realizó en 2014 un estudio en Cataluña que demostraba la presencia del DDE, un residuo del pesticida DDT, en el 100% de la población española.
La mayoría de las muestras (68,2%) eran de alimentos procedentes de Europa; el 27,7% correspondía a comida importada de otros países. Entre estos últimos, el porcentaje de alimentos que supera los niveles legales es de 5,7%, cuatro veces mayor que el 1,4% de los alimentos europeos. No obstante, en 2012 ese 5,7% estaba casi dos puntos por encima (7,5%).
Concretamente, para el programa coordinado por la Unión Europea, los estados enviaron los resultados de 11.582 muestras entre manzanas, repollos, puerros, lechugas, melocotones, centeno, avena, fresas, tomates, leche de vaca, carne porcina y vino. De esta parte, el 99,1% cumplía con la legalidad. Casi el 53% estaba libera de residuos.
En comparación con los resultados de 2010, cuando se tomaron muestras de los mismos productos, sin contar con el vino, el porcentaje de valores por encima del límite establecido oficialmente se ha reducido.
La pregunta es si estos datos pueden tranquilizarnos. La EFSA señala que, largo plazo, es poco probable que la presencia de residuos de pesticida registrada tenga un efecto sobre la salud de los consumidores. Por su parte, Porta agrega que "los límites legales son más pragmáticos que científicos […] Si pienso en ciencia y salud pública, no me tranquiliza saber que el 45,4% de los alimentos contiene residuos de pesticidas". Aunque la mayor parte de este porcentaje se encuentre en los baremos permitidos, "no protege suficientemente nuestra salud".
Según se desprende del informe europeo, uno de los pesticidas más frecuentes en los alimentos analizados ha sido el glifosato, un disruptor endocrino. Se ha visto que "los disruptores endocrinos podrían contribuir a causar infertilidad, malformaciones congénitas, diabetes, distintos tipos de cáncer, Parkinson y Alzheimer", argumenta el investigador del IMIM.
"Hay que felicitarse por este tipo de informes. Es muy importante que se hagan regularmente", puntualiza el especialista español. "Hay que hacerlos a nivel estatal, autonómico y local. Los ciudadanos lo tenemos que pedir y los programas políticos lo tendrían que incluir como obligación, para prevenir la contaminación de alimentos". Es importante la existencia de controles y vigilancia, continúa el experto. "Los pesticidas bien usados no son dañinos".
A pesar de lo interesante que resulta este informe europeo, remarca Porta, "hay muchos otros contaminantes que no son pesticidas y entran por vía alimentaria, como las dioxinas, los PCB y otros materiales que entran en contacto con los alimentos, como todo tipo de plásticos, ya que liberan sustancias químicas que imitan a las hormonas".