Daños de salud ocasionados por las drogas

Los daños de salud ocasionados por las drogas son una de las principales consecuencias que deja su uso sobre los individuos, aunado a muchas otras situaciones que representan un problema a nivel de la sociedad, ya que la adicción a este tipo de sustancias tóxicas les lleva hasta cometer delitos con el fin de adquirir dinero que les sirva para mantener este consumo de forma frecuente.

Abuso de sustancias psicoactivas como las drogas

Las sustancias psicoactivas son compuestos que tienen la particularidad de actuar sobre el sistema nervioso humano y generar importantes alteraciones en su funcionamiento, siendo ejemplo de ello las drogas, el alcohol, los alucinógenos, depresores como los benzos y muchos otros productos obtenidos en forma de compuestos naturales o sintéticos.

Aunque existen regulaciones especiales para el control y fiscalización del uso de este tipo de sustancias, muchas son consumidas como parte de las actividades recreativas y otras son de índole farmacológica indispensables para calmar dolencias y malestares.

Sin embargo, existen otras cuyo uso es ilícito como es el caso de la cocaína y sus derivados, las que solo son aprobadas con fines médicos o científicos.

Daños de salud ocasionados por las drogas

Se ha comprobado que muchas personas comienzan el consumo de drogas casi de forma fortuita u ocasional, pero una vez que sienten la euforia que les ocasionan ya no quieren despegarse de ellas, sin pensar en los daños de salud ocasionados tras su consumo; tales como los que se mencionan a continuación:

  • La adicción a las drogas causa trastornos que son una pesada carga para los individuos y las comunidades, pues se trata de una dependencia que implica la obtención continua de este tóxico y cuyo consumo deja graves secuelas sobre la salud de quien las ingiere.
  • Los consumidores de drogas no solo deterioran su organismo  con el paso del tiempo, sino que también afectan sus relaciones personales y cometen actos que van en contra de la estabilidad de sus familias.
  • Es posible minimizar los daños ocasionados por las drogas cuando estas no se vuelven una adicción, en cuyo caso es preciso tomar medidas más drásticas a fin de detener este consumo o irlo reduciendo de forma progresiva, para que su cuerpo se adapte a vivir sin este suministro.
  • El uso frecuente de drogas conlleva a la aparición de trastornos emocionales, ansiedad, depresión, enfermedades mentales e incluso esquizofrenias que pueden ser difíciles de erradicar.
  • El alcance del consumo de drogas sobre la salud puede ser tan grave que ocasiona efectos negativos como aparición de enfermedades cardíacas, hepatitis, endocarditis, deficiencias pulmonares, embolia, cáncer y hasta sida.
  • Las personas que conducen bajo el estado alucinógeno de las drogas corren mayores riesgos de sufrir accidentes de auto; son propensas a cometer delitos como robos, crímenes y violaciones.

Si bien muchos de los consumidores de drogas se inician dentro de este nefasto mundo sin tomar en consideración los daños que ellas le ocasionan a su cuerpo, también está el hecho de que se trata de un problema que debe ser abordado desde temprano, a fin de evitar que se llegue a él de forma fácil.

En otras palabras, cuando los niños y jóvenes se forman dentro de un hogar estable en el que aprenden de las experiencias suministradas por su padres, gozan de autoestima y se siente amados, valorado,; con todo lo necesario para su sustento básico, difícilmente se arriesgan a probar las drogas y menos aún si se les ha instruido previamente sobre ellas.

Pero si el ambiente en el que desenvuelve el individuo se caracteriza por contar con pobreza extrema, donde difícilmente alcanza para comer, con un padre que llega borracho a cualquier hora del día y arremete contra la madre sin causa justificada, el hijo está recibiendo en aprendizaje de indirectamente le incita a buscar una vía de escape; lo que encuentra al consumir drogas para no sufrir a causa de estas experiencias.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *